PLAN DE ESTUDIOS · MÚSICA BILINGÜE

 

En la actualidad, la educación tiende a superar el monolingüismo, con el claro objetivo de formar a un alumnado con una alta competencia en una segunda lengua, de modo que a nuestros futuros profesionales se les abra un campo de formación y trabajo a nivel global.

Numerosos estudios han demostrado que el bilingüismo en la enseñanza, aprovechando los recursos, estrategias y destrezas que desarrolla el alumno, conlleva un efecto positivo en sus habilidades cognitivas y lingüísticas, contribuyendo de manera eficaz al desarrollo de una competencia comunicativa en lenguas que optimiza y facilita los aprendizajes posteriores.

La enseñanza del Inglés como lengua vehicular para enseñar la Música dentro del Currículo Integrado, persigue un objetivo doble, el aprendizaje simultáneo de contenidos musicales y de una lengua extranjera.

En nuestro centro, conscientes y comprometidos con una enseñanza integral del alumnado, ofrecemos, dentro de la línea bilingüe, una formación musical estructurada en dos bloques de contenido íntimamente relacionados con los de la lengua: percepción y expresión.

Dentro del bloque de percepción se encuentra básicamente la audición que se centra en el desarrollo de capacidades de discriminación auditiva y de audición comprensiva, destrezas básicas para el aprendizaje de una segunda lengua extranjera. El trabajo de las cualidades del sonido (altura, intensidad y duración), favorece que el alumno discrimine mejor aspectos relacionados con:la Prosodia, o melodía del discurso verbal (el acento, el ritmo y la entonación en los enunciados), y la Fonética, o conjunto de sonidos que se articulan o pronuncian en una lengua. Siendo tales aspectos cruciales en la consecución del bilingüismo, y cuya adquisición en el habla de la lengua inglesa pasa, definitivamente, por un buen entrenamiento auditivo.

Dentro del bloque de expresión, en el lenguaje musical encontraremos aspectos también muy importantes a la hora de trabajar la pronunciación en Inglés, como son: la articulación, la dicción, la respiración, la entonación, el fraseo y la prosodia musicales. De modo que, al igual que se trabaja la intención expresiva y comunicativa del canto, también se puede trabajar la intención comunicativa y expresiva en el lenguaje hablado en inglés.

Por todo esto, estamos plenamente convencidos de que los efectos del trabajo conjunto de ambas materias son altamente beneficiosos para el alumno.

El Plan de Estudios Bilingüe seguido en nuestro centro coincidirá en cuanto a contenido, con lo expuesto para las enseñanzas musicales, con la diferencia de que será impartido en inglés.

 


proyecto_educativo | profesorado | cursos_de_perfeccionamiento | talleres
alquiler_de_aulas | contacto_consultas | preinscripción | plan_de_estudios
< atrás · música

menú_principal >